TRANSLATE

Steel Mill - Green Eyed God

Una belleza ecléctica de los 70’s que es considera por muchos como una autentica manifestación del ART ROCK logra desprender entre sus melodías sentimientos encontrados; su música es una manera de volver a las raíces de las que uno estaba tan acostumbrado y que tuve que alejarse por otros senderos, en fin. Volver a este álbum es una manera muy grato de reencontrase con uno mismo, y es por eso que merecía estar aquí con todos nosotros pues es una forma de homenajear todos esos años de estar prendido a esa “prog-music”, y que mejor manera de recordar esos momentos dorados con esta placa salida de las profundidades la tierra.

Green Eyed God es una obra de excepcional sensibilidad, dentro de su halo “oscurantismo” se encuentra una “puesta” de increíble fineza y de magistral enfoque hacia un terreno más ligado al Hard Prog, por ello el álbum decanta mucha virtud en esos terrenos y desprende aromas de sofisticado Rock Progresivo. Uno puede apreciar en su música la fusión hacia lo étnico, el folk logra tomar cierto cuerpo y se compagina bien con las sonoridades más “heavies”, flautillas indígenas endulzan las atmósferas, y recrean paisajes muy sugestivos los cuales hace aún más grato el viaje. En si obra muy peculiar, su performance es una maraña de eclecticismo y toma elementos prestados del Blues, El Rock, el Jazz, y El Folk, y lo convierten en un coctel ponzoñoso que al final se convierte en una grata experiencia para los oídos más exigentes. Pero OJO no vayan a esperar una enorme manifestación de pomposidad progresiva, el álbum tiene lo suyo pero este no rebalsa de artilugios y no es una exageradísima propuesta del género. En mi opinión me parece muy acertado no abusar de dichos artilugios, los músicos saben hacía donde hay que ir y la “formula” que se aplica siendo esta la más común en los 70’s cuadra perfecto. Aquí vamos encontrar cambios de tiempos, arreglos elegantes, atmósferas oscuras, ciertas aproximaciones al rock sinfónico y al Folk, en si un álbum de naturaleza étnica que toca la vena más delicada dentro la escena progresiva. Esta única obra de Steel Mill alcanza un grado de opulencia muy alto, y puede estar al mismo nivel de los grandes monstruos del Progresivo, citando por ejemplo Demons and Wizards u Operation.

Volver a oir este álbum de cabo a rabo me hizo retroceder más de 12 años, en esa época consumía mucho progresivo, y era un gran fan del coleccionismo virtual y del fisco también, y este álbum en su momento me atrapo demasiado aunque debo confesar que nunca le pude prestar tanta atención como ahora, volver a sacarlo a luz fue emotivo, lamentable el cd pago la factura del tiempo pues ya había caducado su servicio así que tuve que conseguir otro. El polvo no perdona nada. Bueno para finalizar esta especie de homenaje a una época de ingesta sonora de lo más variada dejo unas cuentas líneas de lo que alguna vez fue una especie de reseña para este álbum, de eso más del 10 año y fue en la época del boom de los blogs/foros . Yo tenía uno llamado “el sapo pasuche” donde me dedicaba hacer lo que me gusta pero fue borrado por Blogger por dedicarme a “violar derechos de autor según ellos”. En fin, sin más me despido. Hasta una próxima reseña.

"Esta obra esta compuesta de 8 tracks cargados de una agresiva/melódica guitarra, unas vocales rasposas y dulces, una batería con buenos ritmos y un buen teclado. Se podría decir que este trabajo es misterioso, oscuro, místico, pesado, con rasgos bluseros y con pinceladas progresivos”. “En si una obra considera Art Rock. El sonido de la banda es interesante ya que se puede degustar en sus melodías un leve acercamiento blusero, sutiles toques de saxo y flautas nativas (en algunos tracks) lo que le da al álbum un sonido peculiar y un tanto distintivo".

Mini-dato:
*Green Eyed God que fue lanzando en el 72 en Alemania, y luego 3 años después llegaría a Inglaterra.

01. Blood Runs Deep
02. Summers Child
03. Majo and the Laying of the Witch
04. Treadmil
05. Green Eyed God
06. Turn the Page Over
07. Black Jewel of the Forest
08. Har Fleur

Comentarios

El Guajolote dijo…
Excelente álbum, mi estimado Baldo, me gusta como combinaban todo eso que mencionas con momentos de heavy psych y hasta art rock.